¿HEMOS DE SER TODOS COMERCIALES EN LAS EMPRESAS?

comerciales6

¿HEMOS DE SER TODOS COMERCIALES EN LAS EMPRESAS?

12:00 18 agosto in General
0 Comments

Esta es la pregunta que muchos directivos de empresas se deberían de hacer. Según ellos cualquier empleado de la compañía debe vender la empresa. Pero ¿hasta qué punto esto es relevante? ¿El técnico de mantenimiento no tiene ya bastante con arreglar cosas como para encima vender? O el señor que lleva 20 años en la cadena de producción ensamblando piezas de motores para frigoríficos, ¿también ha de vender la empresa?

Las consideraciones al respecto hay que tenerlas desde mi punto de vista claras. Todo depende del sector en el que trabajemos. Evidentemente en sectores como el industrial, el químico o el aeronáutico pienso que no, pero en el sector servicios como hoteles, restaurantes, centros de negocios, centros de belleza, comercios, etc. claro que sí. Si profundizamos aún más dentro de estos sectores, todos aquellos puestos, dentro de la cadena de producción,  donde se tenga un contacto directo con el cliente: camareros/as, recepcionistas, dependientes/as, camareras de pisos o los departamentos comerciales y de RRPP. Estas personas, además de atender al cliente les pueden ofrecer servicios y productos. Es por tanto a este “activo humano” al que las empresas tiene que motivar (marketing interno) y formar. La fórmula es clara: si eres feliz en tu puesto de trabajo, puedes también hacer feliz a los clientes.

Todos somos conscientes de que dentro de una empresa no todo el mundo es “la alegría de la huerta” y hay personas que tienen mayores aptitudes para vender que otras. Pero es la actitud lo que cuenta y no se debe permitir que una persona que esté en contacto permanente con el público no sonría, no empatice con el cliente o no sea amable y servicial. Ahora muchos de los lectores de este foro me dirán “Te estás desviando del tema del foro: así no se vende”. ¡Claro que se vende! Se esta fidelizando al cliente. Se está consiguiendo que el cliente se sienta a gusto, como en casa y por tanto volverá a utilizar los servicios. Si el cliente vuelve está comprando de nuevo el producto y esto se ha conseguido gracias a la labor de “los comerciales” que tenemos. No olvidar que recuperar a un cliente perdido por un mal servicio es mucho más complicado que mantenerlo para que repita. El español, sobre todo, es de los que primero: “se calla” y segundo: “no vuelve”.

Moraleja por tanto: “Empleados de todas las empresas de servicios de España, que hay unas cuantas, para vender no hace falta estar con el coche visitando clientes. Simplemente una actitud amable y proactiva hará que el cliente repita”.

No olvidemos que estas actitudes en la base de la estructura han de ser ejemplificadas por los mandos directivos de la empresa. Si “los de arriba” no se aplican el cuento, “los de abajo” como que no.

Directivos de todas las empresas de España, ya sabemos que tienen muchos problemas y responsabilidades que les bloquean ciertos músculos de la cara, pero abajo necesitan de su sonrisa para vender mejor”.

En próximos foros hablaré sobre el maravilloso mundo de las ventas y por qué el que no vale para nada o se hace cocinero o comercial (desprestigio para la profesión claro está en la que mi padre y yo nos incluimos).

Claves de ventas

Juan Ramón Flores Galán (Director Comercial de Centro de Negocios Alicante)

No Comments

Comentarios